Piedra Cornalina - Virtudes de las piedras - Litoterapia - Reino Minerales
pierre-cornaline

Características de la piedra cornalina

  • Origen del nombre : Color de la carne y del fruto del cornejo
  • Grupo de origen : Cuarzo Microcristalino, familia de los Ágatas
  • Composición química : Dióxido de silicio SiO2
  • Sistema cristalino : Romboédrico
  • Dureza : Entre 6,5 y 7
  • Yacimientos : Brasil, India, Madagascar, Uruguay
  • Color(es) : Rosa claro, naranja, rojo bermellón, rojo marrón.

Ver productos relacionados con la Cornalina

La piedra cornalina, su historia, su origen y su composición, sus propiedades y sus virtudes en litoterapia

El origen de la palabra cornalina es un poco confuso. Para algunos, la palabra viene del griego “carneolus” que significa apariencia de la carne. Para otros, la palabra se refiere a la fruta que crece en los cornejos, el cornejo. El origen del nombre de la fruta se deriva de la palabra latina “corneolus” que se refiere a la dureza del hueso de la fruta. Ya en el siglo XVI, se le dio el nombre de cornalina a la piedra preciosa. En ambos casos, el origen etimológico de la palabra se refiere a su color rojo. De hecho, es una piedra preciosa, la mayoría de las veces de un color muy brillante.

Historia de la piedra cornalina

En el antiguo Egipto, la piedra cornalina fue usada por la diosa Isis para acompañar a los muertos en su paso a la otra vida. Las excavaciones arqueológicas en Mesopotamia han descubierto el uso de las primeras piedras. Era un adorno protector para los faraones. Esta piedra preciosa estaba frecuentemente presente en los tocados sagrados acompañada de piedras como el lapislázuli, la esmeralda o la turquesa. El color de este último evoca el amanecer y el atardecer. Espiritualmente, el dios del sol es el dios más importante del antiguo Egipto. Los primeros usos de la cornalina se registran alrededor del 2700 A.C. Además de ser un adorno para la joyería real, también se encuentra en los frescos y en la medicina egipcia. Desde entonces, se ha utilizado con fines de curación natural. Para beneficiarse de todas las virtudes de la cornalina, debe tener un color muy brillante, tan intenso como la carne, sin irregularidades.

Durante la Edad Media, diferentes regiones del mundo y civilizaciones descubrieron la cornalina. Todo el mundo tiene un uso particular para la piedra. Fue utilizada por los tibetanos y los budistas por sus poderes protectores y restauradores. En China, la resistencia al calor de los hornos de cornalina permite crear un poderoso color mezclando piedra cornalina con óxido de cobre. Esta preparación estaba destinada al esmaltado de la porcelana fina. En Oriente, se utiliza por sus atributos astringentes y tónicos. En Occidente, se le dan las virtudes de consolar a las mujeres y hacerlas agradables y amadas. En el campo de batalla, la cornalina transmite valor y espíritu guerrero. Evocando la sangre, se recomienda en caso de hemorragia, ya que detiene las hemorragias de todo tipo.

Plinio el Viejo, escritor y naturalista romano del siglo I, distingue dos especies : piedras machos y piedras hembras. Entre los romanos, los minerales machos son el símbolo del origen masculino. Son las piedras más puras, tienen un tono bermellón vivo y se extraen de las canteras de la antigua Babilonia, de la India, de la Península Arábiga, de Ceilán o de Grecia. Por el contrario, los minerales hembras son símbolos de origen femenino. Las piedras hembras tienen más de un tono amarillo o naranja. Son mucho menos valiosas que las cornalinas de bermellón.

Para realzar el tono de las cornalinas más apagadas, los romanos usaban finas láminas de oro o plata para embellecer su color. Esta técnica se sigue practicando hoy en día. En Europa, ya en el siglo XVII, el comercio marítimo holandés permitió la importación de muchas piedras preciosas del Este. El mineral pierde su rareza y se convierte en una piedra que se utiliza para la creación de pequeños objetos decorativos, joyas (pulseras, collares, colgantes), grabados en relieve o en hueco o incluso anillos para ser firmados.

Durante el Renacimiento, los artistas grabaron esta piedra con gran refinamiento. La piedra roja se utiliza exclusivamente a expensas de los minerales más ligeros. Incluso hoy en día, un color homogéneo y vivo realza esta gema. Ella es semi-opaca. Algunas cornalinas de esta especie son imperfectos y muestran manchas, irregularidades o venas que atraviesan la piedra. Sólo unos pocos científicos están interesados en la belleza de estos especímenes. La intensidad y la homogeneidad de la cornalina sigue siendo una garantía de calidad para los coleccionistas o para sus usos médicos.

Hoy en día, se utiliza mucho menos en el campo del arte y de la creación. A pleno rendimiento, se utiliza más por sus múltiples virtudes físicas y psicológicas. Pocas personas están familiarizadas con la cornalina, ya que no existe tal yacimiento en Europa. Sin embargo, es ampliamente reconocida por su poder protector.

Origen y composición de la piedra cornalina

La cornalina es una gema semitransparente. Está construida en cavidades de roca volcánica a bajas temperaturas. En su estado natural, se encuentra en muchas formas. Generalmente, toma una forma redonda compuesta de múltiples microcristales. La cornalina también puede tomar otra forma cuando está presente en otros cristales. Hoy en día, los principales sitios de extracción se encuentran en India, en Brasil, en Perú, en Uruguay, en Estados Unidos, en Malí y en Rumania. Las cornalinas más famosas provienen de la India, en la región de Pune.

La piedra cornalina forma parte del mayor grupo de especies minerales de la superficie terrestre : los tectosilicatos, de la familia de los silicatos. Está compuesta principalmente de óxido de aluminio y de sílice. En la escala de Mohs, su dureza varía entre 6 y 7. Su densidad varía entre 2,59 y 2,61. Su sistema cristalino es trigonal romboédrico. La intensidad de su color puede variar según su concentración de óxido de hierro : una cornalina puede ser bermellón como naranja o amarillenta. Para embellecer estas rocas, hay un proceso de tratamiento térmico. El color del bermellón se realza calentándolo o simplemente exponiéndolo al sol. Este método también se utiliza en las ágatas, parecidas a las cornalinas. Verdaderos cornalinas de color brillante en su estado natural se convierten en objetos raros.

A menudo se mezcla con otros minerales preciosos. A menudo se asocia con la sardonia, ya que ambas piedras forman parte de la familia de las calcedonias. Para diferenciar mejor las dos gemas, hay que prestar especial atención a su aspecto y colorido. De hecho, la sardonia es mucho menos translúcida que la cornalina y tiene una coloración más marrón. Su consistencia muy fina la diferencia de la textura de los ágatas. El rojo homogéneo de la cornalina, que no tiene zonificación, la distingue del jaspe, que tiene una zonificación más pronunciada.

Virtudes y propiedades de la piedra cornalina en litoterapia

Hoy en día, la piedra cornalina se encuentra en las joyas (collares, pulseras, colgantes). En Occidente, se utiliza ampliamente para la litoterapia. Es una medicina alternativa que utiliza la energía de las piedras para reequilibrar el cuerpo. Simboliza la vitalidad, debido a su color de sangre. Desde el Antiguo Egipto, se han atribuido muchas virtudes e intuiciones a este mineral, tanto psicológica como físicamente, contribuyendo a la comodidad de la vida.

En la cultura occidental, la cornalina es poco usada, porque es poco conocida aunque se asocia y da fuerza al chakra de la sexualidad (lumbar). Aumenta la fertilidad de la futura madre. Sus virtudes son ampliamente utilizadas en las culturas musulmanas y asiáticas. Sin embargo, tiene muchos efectos protectores en los seres humanos y mayores efectos en las mujeres, los niños y los ancianos. Sus diferentes virtudes y fortalezas han sido descubiertas a lo largo de la historia, en diferentes civilizaciones.

Las virtudes y propiedades de la piedra cornalina en el plano mental

  • Restaura la vitalidad y la energía
  • Transmite el amor de la vida
  • Elimina el miedo a la muerte
  • Promueve la resolución, el éxito
  • Estimula la concentración y la meditación
  • Fortalece la memoria
  • Fomenta la creatividad
  • Da confianza a los tímidos
  • Estimula el habla y la elocución
  • Lucha contra los estados apáticos
  • Aumenta la resistencia a la adversidad, el abuso y el maltrato
  • Facilita la adaptación a nuevas situaciones
  • Calma la ira, el resentimiento y los celos
  • Protege la casa
  • Aporta serenidad y calma interior
  • Inspira felicidad y alegría de vivir
  • Multiplica por diez la fuerza mental
  • Elimina los pensamientos perjudiciales

Las virtudes y propiedades de la piedra cornalina en el plano físico

  • Detiene las hemorragias (sea cual sea su origen)
  • Activa la curación de las heridas
  • Alivia el dolor de las articulaciones
  • Alivia el dolor de espalda y de los nervios
  • Fortalece el sistema circulatorio, el corazón
  • Purifica la sangre, protege los riñones
  • Alivia el dolor del vientre : dolor abdominal, menstruación dolorosa
  • Facilita la digestión y el tránsito intestinal
  • Promueve la satisfacción sexual (combate la disfunción sexual masculina y la frigidez)
  • Mejora la fertilidad
  • Fortalece los huesos y los ligamentos
  • Contribuye a la eliminación de toxinas del cuerpo
  • Protege el hígado y la vesícula biliar
  • Mejora el drenaje y el filtrado del cuerpo
  • Estimula la regeneración de la piel

Las virtudes y propiedades de la piedra cornalina en el plano espiritual

A nivel espiritual, la piedra cornalina actúa sobre el chakra lumbar y el chakra del plexo solar. Situado en el sacro, el Chakra Lumbar, también conocido como Chakra Sagrado, representa la actividad sexual, física y artística. Símbolo de longevidad y eternidad, este chakra se asocia a la reproducción, la fertilidad y la creación. Cuando está abierto y equilibrado, el Chakra Sagrado potencia la creatividad, la vitalidad, la confianza en sí mismo y la espontaneidad. Permite una mayor independencia, relaciones sanas con los demás y una sexualidad plena.

Por otro lado, cuando este chakra está bloqueado o desequilibrado, se manifiesta en frustración, dudas, ira, culpabilidad y, a veces, incluso problemas ginecológicos. En efecto, este chakra está íntimamente relacionado con los intestinos, los riñones, la vejiga y los órganos reproductores. Para abrir el chakra sacro, primero hay que aceptar y reconocer que existe un bloqueo. El uso de piedras como la cornalina y la práctica de la meditación le ayudarán a recuperar el control sobre este chakra, que es esencial para su bienestar físico y mental.

La piedra cornalina también activa el chakra del plexo solar. También llamado Manipura en sánscrito, el chakra del plexo solar se asocia con la luz, la apertura y la expresión de los deseos, anhelos y ambiciones. Situado sobre el ombligo, este chakra representa la autoestima, la personalidad, la fuerza de voluntad, la identidad social y las relaciones interpersonales. Cuando este chakra está bloqueado o desequilibrado, provoca un comportamiento especialmente desagradable. Esto puede adoptar la forma de mandonería, ira, confusión, exceso de perfeccionismo, prejuicios maliciosos y comportamientos autodestructivos como el consumo excesivo de azúcar, tabaco o café. Para equilibrar el chakra del plexo solar y recuperar así cierta armonía en su vida social, puede llevar una piedra cornalina cerca de usted, en forma de pulsera, collar, anillo o pendientes. Su energía protectora y energizante le ayudará a eliminar los malos hábitos y a empezar de nuevo.

Piedras y materiales que combinan perfectamente con la cornalina

En el mundo de la joyería, la piedra cornalina suele engastarse en materiales cálidos como el oro amarillo, el oro rosa o el vermeil. Estos tonos cálidos son perfectos para resaltar los matices anaranjados de la hermosa cornalina. Dicho esto, no es infrecuente encontrar cornalina en joyas de plata, oro blanco u oro blanco. Estos tonos fríos añaden contraste y brillo a la cornalina.

Aunque todos los materiales pueden asociarse a la piedra cornalina, no todos los minerales pueden hacerlo. De hecho, las piedras emiten energías que a veces son contradictorias. Por eso hay que tener cuidado con las piedras que se eligen para llevarlas juntas. Por ejemplo, la cornalina es una piedra que se combina perfectamente con otras similares, es decir, con piedras calientes con propiedades energéticas. Puede llevarla con citrino, granate, jaspe rojo, ámbar, piedra de sol o calcita. Por otro lado, no se puede llevar una piedra cornalina con piedras frías demasiado tranquilizadoras, como la aguamarina, la amazonita o la piedra de luna.

¿Cómo mantener y conservar la piedra cornalina?

Con el tiempo y el uso, las energías de la piedra cornalina está disminuyendo. Si no se toma el tiempo de purificarla y recargarla, acabará por apagarse y dejar de emitir vibraciones. Pero no se preocupe, los rituales de purificación y recarga son muy sencillos.Para purificar su piedra cornalina, puede usar agua, sal, tierra o incienso. La técnica más habitual es sumergir la piedra durante unas horas en un baño de agua de manantial o de agua salada destilada. Evite utilizar agua del grifo, ya que la cal puede dañar sus joyas prematuramente. Una vez purificada, tómese el tiempo de limpiar su joya con un paño suave para evitar rayar los materiales que rodean la piedra.

Una vez limpia de impurezas y energías negativas, su piedra cornalina debe recargarse para recuperar todos sus poderes. Para ello, debe colocarla bajo la luz del sol o de la luna. La luz natural es ideal para recargar los minerales sin dañarlos. Para optimizar este ritual, puede colocar su piedra sobre un cúmulo de cuarzo o sobre una geoda de amatista. Pase lo que pase, la cornalina es una piedra robusta que le acompañará mientras esté dispuesto a cuidarla.

La simbología de la piedra cornalina

  • La palanca que actúa

Las tradiciones de la piedra cornalina

  • Albañilería : activa la materia muerta

Productos asociados con la Cornalina :

Ver todos los productos